masajeplasencia.com
 
 
Kinetena Cursos de Masajes y Terapias Alternativas
Escuela de Masaje y Terapias Alternativas
Cursos Presenciales en Barcelona con Salida Laboral

Estiramientos Energéticos

El cuerpo humano tiene la capacidad de generar energía gracias a sus movimientos naturales, esta movilidad corporal está relacionada con nuestra flexibilidad y bienestar general. Mejorar y mantener las condiciones de movilidad del cuerpo es sencillo si realizamos regularmente ejercicios que aumenten la elasticidad de los músculos, ligamentos y tendones.

En este artículo te proponemos una serie de estiramientos que logran este propósito y además están indicados para aumentar la energía del organismo a la vez que favorecen el buen funcionamiento de los órganos internos.

Cada uno de los estiramientos involucra a dos meridianos o canales de energía que conectan a su vez con dos órganos vitales, permitiendo que fluya la energía del interior hacia el exterior. Estos estiramientos energéticos tienen la finalidad de equilibrar la fuerza interna y reducir los efectos del estrés físico y emocional al cual estamos sometidos a diario, para armonizar nuestros estados de ánimo y disfrutar plenamente de nuestra energía vital.

Beneficios:

Mejora la flexibilidad y la movilidad de todo el cuerpo.
Reduce la tensión física y mental.
Regula las funciones endocrinas.
Mejora la circulación sanguínea y linfática.
Previene las lesiones tendinosas y musculares.
Favorece la capacidad respiratoria.
Aumenta las fuerzas internas de autocuración.

Ejercicios:

1.Vitalidad

De pie, con las piernas separadas un poco más que la anchura de los hombros. Coloca las manos detrás de la espalda con los pulgares sujetos entre sí y el torso erguido con los hombros relajados. Realiza dos respiraciones completas y en la segunda exhalación inclínate hacia delante alzando los brazos todo lo que puedas. No dobles las rodillas. Al llegar al punto máximo del estiramiento manténlo realizando tres respiraciones profundas. A continuación regresa a la posición inicial lentamente.

2.Confianza

Siéntate sobre los talones, apoyando las rodillas en el suelo, manteniendo las piernas juntas y el dorso de los pies apoyados cómodamente, - si en necesario utiliza un cojín -. Lleva los brazos completamente estirados por encima de la cabeza, entrelazando los dedos de las manos. Haz dos respiraciones profundas y en la segunda expiración, inclina el torso hacia atrás, hasta sentir el estiramiento en los músculos de los muslos. Si te es posible deja descansar la espalda en el suelo, sin llegar a levantar las rodillas ni forzar la postura. Mantén la tensión del estiramiento durante tres respiraciones completas. Regresa lentamente a la posición inicial.

3.Alegría

Siéntate cómodamente en el suelo con las plantas de los pies juntas y los talones lo más cerca posible del cuerpo. Coge los pies con ambas manos, relajando los hombros a la vez que haces dos respiraciones completas. Al soltar el aire de la segunda respiración inclina el torso y la cabeza hacia delante, intentando tocar la punta de los pies con la frente. Al realizarlo abre los codos tratando de tocar el suelo con ellos, manteniendo las rodillas apoyadas. Mantén el estiramiento en el punto límite de tus posibilidades y realiza tres respiraciones hondas, soltando el cuerpo. Seguidamente regresa despacio al punto de partida.

4.Seguridad

Siéntate con las piernas estiradas y los talones juntos. Sube los brazos por encima de la cabeza realizando dos respiraciones completas. Después inclina el torso hacia delante como intentando tocar la punta de los pies con las manos, mantén la tensión del estiramiento realizando tres respiraciones completas. Al finalizar, regresa lentamente a la posición inicial.

5.Equilibrio Interior

Siéntate con las piernas cruzadas, a ser posible en la posición de loto, con el dorso de los pies descansando sobre los muslos. Cruza los brazos y coloca las manos en la rodilla opuesta. Realiza dos respiraciones soltando los hombros y el cuello. Seguidamente inclina el torso hacia delante, llevando la cabeza hacia el suelo al mismo tiempo que doblas los brazos. Mantén la posición sintiendo la tensión del estiramiento durante tres respiraciones completas. Regresa lentamente a la posición inicial.

6.Buen Humor

Siéntate con las piernas separadas y estiradas todo lo que puedas. Entrelaza los dedos de las manos y lleva los brazos por encima de la cabeza. Inspira y expira el aire dos veces después gira el torso hacia un lado inspira profundamente y al exhalar inclínalo sobre la pierna, sin doblar la rodilla, intentando llevar las manos hasta el pie. Suelta todo el cuerpo respirando tres veces profundamente. A continuación regresa al punto de partida, gira el torso hacia el otro lado y repite el ejercicio descrito.

 

 
 

Sabias que...

• La flexibilidad facilita el buen funcionamiento de las articulaciones y nos permite más y mejor movilidad.
• Un baño o una ducha de agua caliente aumenta la temperatura del cuerpo y favorece los estiramientos.
• Los estiramientos energéticos equilibran el correcto flujo de energía de nuestro organismo.
• El Chi o energía vital es la esencia de nuestra salud y con estos estiramientos energéticos podemos mantener su equilibrio.

 

BUENOS CONSEJOS

• Realiza cada uno de los estiramientos con suavidad, sin movimientos bruscos.
• Respira según se indica en cada ejercicio con ritmo y soltando el cuerpo al exhalar.
• Libera la tensión innecesaria del cuerpo al hacer los estiramientos.
• Aumenta progresivamente el grado de flexibilidad según tus propias posibilidades.
• No realices los estiramientos si sientes un dolor intenso debido al ejercicio.

 

 
Kinetena Escuela de Masaje y Terapias Alternativas. Av. Mistral, 46. Entlo 2. 08015 Barcelona.
e. info@masajeplasencia.com / t. 93 292 44 85 / m. 610 756 776